Crítica de “La Bella y la Bestia”, de Bill Condon.

028-33.jpg

Bastante pocos son los proyectos que logran levantar entre el público y la crítica tal entusiasmo y expectación. Y mientras muchos consiguen estar a la altura de lo que prometen, otros tantos se quedan por el camino. Pues bien, hoy venimos a hablar de la adaptación en imagen real  de aquel clásico de la animación, “La Bella y La Bestia”, del que tan buenos recuerdos tenemos. Ahora bien, si bien es cierto que no hacía falta un remake en imagen real, sí se agradece ver un proyecto de tal calibre en pantalla grande , con un reparto como el que posee y un aspecto visual tan logrado y fascinante.

La Bella y la Bestia” narra el viaje de fantasía de Bella, una joven hermosa, lista e independiente a la que una bestia hace prisionera en su castillo. A pesar de sus temores, se hace amiga de los habitantes encantados del castillo y aprende a ver más allá del espantoso aspecto de la Bestia y descubre que en su interior está un gran corazón, el del verdadero Príncipe. La película está dirigida por Bill Condon y protagonizada por Emma Watson como Bella, Dan Stevens como la Bestia, Luke Evans como Gastón, el guapo pero simple aldeano que corteja a Bella, Kevin Kline es Maurice, el excéntrico pero encantador padre de Bella, Josh Gad como LeFou, el sufrido ayudante de Gastón, Ewan McGregor es Lumière, el candelabro, Stanley Tucci es el Maestro Cadenza, el clavicordio, Gugu Mbatha-Raw como Plumette, el plumero, Audra McDonald es Madame De Garderobe, el guardarropa, Ian McKellen es Din-Don, el reloj, y Emma Thompson es la Sra. Potts, la tetera.

MTP0200_g_p3.000000_.jpg

Me gustaría pasarme horas y horas escribiendo esta crítica. Y lo cierto es que hay mucho de lo que hablar, y mucho de lo que debatir, porque si soy sincero, hay para rato. Pero voy a intentar sintetizar al máximo mi opinión sobre el filme. Esta nueva versión de “La Bella y la Bestia” logra mantener la esencia de la original y hacerla justicia. Todos y cada uno de nosotros conocemos la historia original, y mientras esta nueva adaptación se dedica a trasladar esa historia a imagen real, también añade ciertas escenas nuevas que la hacen más enriquecedora. Sí, es por tanto más extensa que la de dibujos pero más rica en contenido. Y la verdad es que la parte nueva que han introducido la sienta muy bien en líneas generales. Si bien es cierto que el prólogo lo han alargado, explicado y rodado de otra manera respecto a la original y que bajo mi punto de vista no logra tener la magia que tenía el original, el resto de contenido si sienta como anillo al dedo. La parte en la que se nos muestra el pasado de Bella así como nuevas escenas en las que se enfatiza en la relación entre Bella y Bestia son una completa delicia digna de dar una oportunidad. Y todo ello con la moraleja de la original: la belleza se encuentra en el interior.

Hablando de los personajes me quedo en cierto modo un poco frío respecto alguno de ellos. Emma Watson cumple perfectamente como Bella y nos brinda una interpretación correcta, si bien es cierto que se queda en una primera capa del personaje al no profundizar de verdad en este.  Por el contrario, Dan Stevens saca a relucir una interpretación, que aunque disfrazada por el CGI, más que sobresaliente. Se agradece ver una Bestia así, no solo por el gran arco de transformación que vive el personaje (y que todos conocemos), sino también por la manera en la que cuenta el personaje ciertos momentos con tan solo sus expresiones y sin dialogo alguno. Pero desgraciadamente, este no logra dar el miedo que proporcionaba el de la cinta original. La química que hay entre ambos personajes funciona, pero no puedo dejar en el olvido que Emma Watson podría haber dado mucho más. Respecto al Gaston de Luke Evans, tengo que decir que es uno de mis preferidos. Sigue siendo el mismo personaje retorcido, egoísta y con un único objetivo a la vista, Bella. Sencillamente brillante. Su compañero Le Fou ha experimentado un gran cambio. Se trata del primer personaje gay en una película Disney y la verdad es que ya iba siendo hora, aunque desgraciadamente no se le da el suficiente tiempo en pantalla para que lo desarrolle y profundice. Tema aparte. He de reconocer que di saltitos en la butaca cuando vi la resolución que le dieron al personaje en la parte final del filme. Pero Disney no solo se ha atrevido a introducir el primer personaje gay en una de sus películas. Para muchos pasará desapercibido, pero en el comienzo de la cinta original, cuando Bella va a devolver el libro al bibliotecario, este es un anciano. Pues bien, en esta nueva entrega, eso se ha cambiado y se ha introducido una iglesia con un cura negro. Cambiando totalmente, si me tengo que quedar con algún personaje del castillo, me quedaría completamente con Lumiére y Din-Don. Siguen manteniendo la esencia de la original, aunque todos logran tener un hueco en pantalla en el que lucirse.

BB_TRL2_STILL_6C.jpg

Hablemos ya del aspecto visual, los efectos visuales y la banda sonora. La película visualmente es una auténtica maravilla. El diseño de producción del filme es una tremenda bestialidad. Todo, absolutamente todo está cuidado al detalle, hasta incluso lo que no aparece en pantalla. Desde el castillo, con esa estética tan sumamente detallada a la vez que cargada, hasta los distintos objetivos/sujetos de este. Y como he dicho antes, visualmente es una maravilla, aunque si nos ponemos exquisitos, no logra estar al nivel del libro de la selva. Y digo esto porque algunas animaciones no logran estar del todo pulidas. Con los distintos objetos del castillo no tengo pega alguna. Ahora con la Bestia sí. En líneas generales funciona bien, y más aún cuando este sale de cintura para arriba (plano medio largo). Ahora bien, en los momentos en el que le vemos en planos más generales, el ciclo de andar no parece estar del todo bien logrado. En vez de caminar, parece que patina por las distintas estancias del castillo. Cambiando a la banda sonora, tengo que reconocer que me ha vuelto a enamorar. Sí, siguen estando todas y cada una de las partituras originales (aunque algunas con alguna modificación que la hacen aún más memorable). Pero lo más curioso es que han introducido unas cuantas canciones nuevas que funcionan a las mil y una maravillas. No quiero desvelar cuales son para que las disfrutéis vosotros mismos, pero desde luego que más de una se va a quedar en nuestro corazón durante un largo periodo de tiempo.

BATB-19645.JPG

A modo de conclusión, “La Bella y la Bestia” cumple con lo que promete. Ser un calco de la cinta original. Si bien es cierto que ciertas interpretaciones podrían haber dado mucho más de sí, el filme consigue mantener la esencia de la original y ser una digna adaptación a imagen real. Con un aspecto visual más que espectacular, una historia que aunque conocida por todos logra satisfacer añadiendo aspectos nuevos y una banda sonora que volverá a enamorar, “La Bella y la Bestia” es una versión extendida fascinante llena de magia.

NOTA: 4/5

Jorge Blanco

 

 

 

Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s